La cocina es la alquimia del amor

Guy de Maupassant

Casa Grau está ubicado en las que fueron las dependencias de una tienda de tejidos casi centenaria. Al frente se encuentra Quique García, cocinero autodidáctica que consiguió darle forma a su sueño de abrir su propio restaurante en el centro histórico de su pueblo, Xàbia. Para ello primero formuló y maduró su idea basándose en la experiencia de los antiguos bistrós Parisinos del siglo XIX y a continuación la concretó con una acertada remodelación y decoración ambiental.

La propuesta gastronómica de Casa Grau está claramente apoyada en la cocina tradicional a la que le aporta un toque de creatividad. En cada uno de sus platos, el chef intenta transmitir su pasión por la cocina con un único objetivo: disfrutar y hacer disfrutar también a sus clientes. Y es ese mismo mimo con el que se trata cada plato el que se transmite también en la decoración del local, atrevida, vanguardista pero a la vez muy acogedora. Un espacio con pasión para una cocina apasionada.